Ingredientes

1 remolacha pequeña
1 lata (15 oz) de garbanzos escurridos y enjuagados, pero si te gusta más casero, remoja tus propios garbanzos secos
2 cucharadas de pasta Tahini
2 dientes de ajo, picado
1 cucharadita de ralladura de limón
Pizca de sal y pimienta
1/4 taza de aceite de oliva
Repleto de beneficios para la salud y lleno de sabor, este dip de color vibrante tiene la textura cremosa perfecta. Es una deliciosa variación del típico hummus. Unimos a dos componentes super vitamínicos y nutricionales: la remolacha con los garbanzos.

Pasos a seguir

1.Caliente el horno a 400° F
2.Envuelva la remolacha en papel aluminio y ase en el horno durante 35 a 45 minutos, hasta que un tenedor pueda perforar fácilmente el centro. Retirar del horno y dejar enfriar.
3.Una vez que la remolacha esté fría, pélela y córtela en cuartos.
4.Colóquelo en un procesador de alimentos, pulse de 3 a 4 veces, hasta que queden pedacitos pequeños.
5.Agregue los garbanzos, el tahini, el ajo, la ralladura de limón, la sal y la pimienta, mezcle hasta que quede suave.
6.Rocíe aceite de oliva a través del tubo de alimentación mientras se mezcla el hummus.
7.Pruebe y ajuste la sazón.
8.Transfiera a un recipiente hermético, almacene, refrigerado por hasta 1 semana.

Tips de Uso:

Esta es una entrada perfecta. La puede preparar para shabat o Rosh hashana. A este hummus le puedes agregar abundante aceite de oliva extra virgen para decorar, aparte que le da un aroma muy particular. Acompáñalo con pan.

Leave a Reply

Your email address will not be published.